lunes, enero 16, 2006

la vida secreta de las letras



a lo largo de la vida, uno pasa por todo el abecedario.
por ejemplo, de soltera madame P era así, simple, tal cual, p.


con el tiempo se casó y quedó embarazada.

fue entonces cuando se convirtió en madame B.


y claro, en cuestión de nueve meses se puso de parto y pasó a ser madame R.


desde entonces madame P ha entrado en una nueva dimensión: la sílaba. y con la ayuda de G salen todos de paseo.




5 comentarios:

al dijo...

El padre es una vocal, no?

ariadna dijo...

parece ser que sí, pero no quise poner a madame P en un compromiso y no le pregunté

Anónimo dijo...

No mientas. No se sabe quien es el padre. Antes de quedarse embarazada, Madame P era tan P y tan Madame que no supo ni por donde empezar a solicitar pruebas de paternidad.

ariadna dijo...

Bueno, eso forma parte de la vida secreta de las letras...

Anónimo dijo...

sos unos drogados, man